Hijas del Nilo

Fotos de la Exposición Las Hijas del Nilo en Madrid

La Exposición Hijas del Nilo tuvo lugar en 2022, en el Palacio de las Alhajas de Madrid. Es la primera exposición organizada en España en torno al papel de la mujer en el antiguo Egipto, con más de 300 piezas procedentes de 12 países de 27 museos, coleccionistas e instituciones, nacionales e internacionales.

Mujer y Trabajo

estatua de mujer molinera de grano Piedra Caliza Reino Antiguo 2686 2181 a C Museo de Hildesheim exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

Además de los trabajos domésticos, hay datos de que las mujeres realizaban trabajos fuera del hogar como escriba, comadronas, médicas y en la administración alguna mujer fue Visir como Nebet de la dinastía VI.

Casi el 95 % de la sociedad estaba formada por campesinos, ganaderos y otros oficios. Las condiciones de trabajo serían muy duras como lo demuestran los estudios de los restos humanos encontrados en necrópolis de aldeas y lugares populares.

La Familia

escultura estatua femenina de Senbi madera policromada Reino Medio 2134 17 82 a C Museo de Hildesheim exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

El papel de la mujer en la sociedad del antiguo Egipto fue relevante, existió una estrecha relación entre la mujer y el mundo divino: las divinidades vinculadas a la protección de la realeza y del propio Egipto eran femeninas.

El núcleo vital de la sociedad era la familia. Se representaba con: el hombre, mostrando afecto a sus hijos, la esposa y la madre. En el Antiguo Egipto, no era necesaria ninguna ceremonia para formar una pareja o familia. Tampoco requerían pedir permiso a nadie, solo ir a vivir juntos.

Las casas eran pequeñas con dos habitaciones, la mayoría del tiempo, hacían la vida fuera de las viviendas. Las mujeres daban a luz en sus casas. Realizaban las tareas domesticas pero tenían derechos únicos, como el divorcio o desheredar a sus hijos. Al fallecer el marido tenían el poder de administrar las propiedades, tierras, ganado, etc.

Los peligros de la maternidad procuraban resolverlos mediante amuletos y sortilegios para proteger los nacimientos y la salud de la madre. Ya que la fertilidad era un mito religioso en aquella cultura.

Vestimenta Joyas y Cosmética

brazaletes de oro cornalina lapislazuli Reino Nuevo dinastia XVIII 1293 a C Museo de Hildesheim exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

El clima condicionaba el tipo de ropa, en las zonas desérticas, el contraste de tener 20 grados de temperatura del día a la noche. Los egipcios buscaron tejidos de alta calidad ligeros y fuertes. Después de 3000 años, aun se conservan muchos tejidos. El lino era el tejido más utilizado, plisado o entablillado, casi transparente para soportar el calor.

Los joyeros egipcios disponían de materiales de calidad como el oro, piedras preciosas, pastas vítreas, procedentes de otros lugares como el lapislázuli de Pakistán y Afganistán.

La cosmética estaba muy presente en el Antiguo Egipto, no solo empleada para embellecer sino como protectora del sol. Se muestran objetos que se utilizaron para el Kolh, un cosmético a base de galena molida y otros ingredientes. Se lo aplicaban ambos sexos, adultos y niños. Sobre todo para oscurecer los párpados y como máscara de ojos. Puede ser negro o gris, dependiendo de las mezclas utilizadas.

Mujeres Reales

Camara funeraria de la Tumba de Nefertari esposa del Faraon Ramses II Dinastia XIX del Valle de las Reinas 01 exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

El antiguo Egipto era una teocracia, el poder absoluto político y divino del faraón solo lo ostentaba el Hombre. Para ser faraón era condición indispensable ser hijo de una esposa real.

Aunque en la lengua de los antiguos egipcios no existiera el término reina, sino de la Gran Esposa Real, en el caso de la reina madre o de esposa del rey, todas las mujeres ligadas al soberano gozaron de una influencia e importancia extraordinarias en la corte.

Entre las mujeres en las capas sociales cercanas al faraón y la realeza se encuentran las figuras de: Tiyi 1390–1340 a. C. Nefertiti 1353–1332 a. C. Nefertari 1279-1255 a.C. y la última reina de Egipto, Cleopatra VII 51-30 a. C.

Muchas esposas reales ostentaron el poder en periodos de transición, en distintos cambios de dinastía, guiando al nuevo faraón o como regentes, hasta que el sucesor varón alcanzaba la mayoría de edad para ser coronado. Ello nos indica que eran conocedoras de los entresijos de la corte. Fue importante el papel de las madres, suegras y hermanas del faraón.

El Arte de Amarna

relieve de reina Nefertiti Talatat de Amarna piedra caliza Reino Nuevo Dinastía XVIII 1334 a C Museo de Melilla exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

En el reinado de Akhenaton, Amenhotep IV o Amenofis IV y Nefertiti, el arte cambio con respecto al estilo anterior, representando las figuras más estilizadas y el canon de proporciones paso de 18 a 20 palmos.

Amarna es el nombre árabe moderno de la antigua ciudad egipcia de Ajetatón o Akhetatón, capital del país, bajo el reinado de Akenatón (1353-1336 a. C.) el décimo faraón de la dinastía XVIII de Egipto. El sitio se conoce oficialmente como Tell el-Amarna.

La llamada reforma amarniana, ocurrida durante el Reino Nuevo, consistió en un cambio religioso y político en ciertos comportamientos de la realeza. Se rindió culto hegemónico al dios Atón, representado iconográficamente por un disco solar cuyos rayos acaban en manos portadoras de la llave de la vida anj.

Nefertiti tuvo el cargo de Gran Esposa Real, poseía una gran belleza física y unas grandes dotes como gobernante. Con ella, el cargo alcanzó cotas nunca vistas, como lo demuestra que haya registros con los nombres de Ajenatón y Nefertiti en cartuchos reales, algo inusual en otros reinados. Una teoría sostiene que llegó a ser corregente junto a su marido, con el nombre de Neferneferuatón.

Diosas

placa de diosa Isis con alas Fayeza Baja epoca dinastia XXVI 525 a C Museo de Lisboa exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

El antiguo Egipto contó con importantes divinidades femeninas: el río Nilo surgió de las lágrimas de la diosa Isis tras la muerte de su esposo, el dios Osiris. Reverenciada como madre celestial, Isis se convertirá con el paso del tiempo en la diosa más importante de la mitología egipcia, donde también destacaron otras deidades como Hathor, Bastet, Sekhmet o Tueris.

Diosas femeninas como la vaca de Hathor, es la que recibía al difunto y la diosa del cielo Nut, protectora para superar los peligros hasta llegar al mundo de Osiris

Isis y La Virgen María

escultura estatua sedente de bronce diosa Isis lactacte y su hijo Horus Harpócrates Baja epoca 332 a C exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

Los primeros cristianos adaptaron de culturas anteriores, emblemas a la nueva religión. Isis tuvo gran influencia en diferentes civilizaciones donde su culto se consolidará, sobre todo en el imperio romano.

Para muchos estudiosos, la diosa Isis lactante es el origen iconográfico de la Virgen María en la religión cristiana como mujer protectora del recién nacido heredero del trono y de la humanidad y en representación del amor maternal.

Recipientes

vasos de Libacion Fayenza Reino Nuevo 1070 a C exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

Numismática

moneda octodracma de la reina Berenice II de Oro Beirut Líbano 246 221 a C Museo de Madrid exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

El Libro de los Muertos

facsimil del Papiro de Ani y su esposa Tutu del libro de los Muertos Reino Nuevo dinastia XIX 1195 a C Museo de Londres exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid 03

El valor del texto de El Libro de los Muertos era incalculable, ya que sus fórmulas permitían a los difuntos alcanzar el Más Allá. Este escrito fue el resultado de la evolución de “Textos de las Pirámides” del Imperio Antiguo, los escritos funerarios más viejos de todo el mundo.

Tales fórmulas se inscribían en: rollos de papiro, vendas de lino de las momias, las paredes de las tumbas, los sarcófagos y en el ajuar funerario del difunto. Sin ellas, la persona fallecida podía sufrir una segunda muerte que significaría su total aniquilación.

Estelas Funerarias

estela votiva de Djehuty Hestu ante Osiris piedra caliza Reino Medio 1782 a C Museo de Zagreb exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

Las estelas honraban la memoria del difunto. Consistían en una losa de piedra donde se tallaba el nombre y los títulos de la persona, junto con su familia; tallas de figuras humanas o de dioses y ofrendas destinadas a nutrir el Ka, el espíritu del difunto durante la eternidad. Algunas estelas tenían forma redondeada la parte superior, una puerta falsa, simbolizando el punto de tránsito que separara el mundo real y del Más Allá.

Sarcófagos – Ataúdes

tapa de ataud de sacerdotisa madera policromada Reino Nuevo dinastia XVIII 1570 1293 a C Museo de Madrid exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

La muerte para los egipcios era conseguir la vida eterna y llegar al reino de Osiris. Los hechizos, rituales, construcciones de tumbas magnánimas y embalsamar a los muertos les influía para conseguir tal fin.

Entre las piezas más interesantes y delicadas se encuentran: el cartonaje y momia de Kaipamau y el ataúd de Shepenun, que han venido desde Zagreb, Croacia.

Kaipamau era una “cantora de Amón”, cargo sacerdotal desempeñado solo por mujeres, encargadas de los cánticos y tocar instrumentos y danzar en las ceremonias en honor del dios Amón. Su ataúd y cartonaje están decorados con textos jeroglíficos y divinidades egipcias que ayudaban a la difunta a alcanzar el reino de Osiris.

El ataúd de Shepenun mide algo más de dos metros y está compuesto de dos cajas y dos tapas ricamente decoradas con textos jeroglíficos alusivos al Más Allá y dibujos de dioses egipcios.

Ajuar Funerario

vasos canopos de Horwedja de alabastro Fayenza Baja epoca 664 332 a C Museo de Leiden exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

Las personas con mayor poder económico no escatimaban en gastos en su ajuar funerario para asegurarse un pasaje a la vida eterna. Los egipcios tenían la creencia de que cada ser humano tenía un cuerpo físico y un “ka”; el Ka de una persona necesitaba el mismo sustento que un ser vivo, por esto llenaban de objetos sus tumbas.
Los ajuares eran comunes para ambos sexos, aunque había detalles, símbolos o escrituras propios de cada sexo.

Los vasos canopos eran cuatro recipientes donde se depositaban las vísceras de los difuntos, lavadas y embalsamadas, para mantener a salvo la imagen unitaria del cuerpo. Se introducían en una caja de madera, o caja canópica; durante el cortejo fúnebre, era transportada en un trineo.

Cada vasija tiene tapa en forma de: cabeza humana, llamado Amset y contiene el hígado; una cabeza de papión (babuino), llamado Hapy, contiene los pulmones; una cabeza de halcón, Kebeshenuef, contiene los intestinos; y una cabeza de chacal, llamado Duamutef, contiene el estómago del difunto.

Porteadoras – Ushebtis – Amuletos

ushebtis estatuillas de sirvientes del difunto en su tumba exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid 03

En el ritual funerario al difunto, le acompañaban a la tumba una procesión de porteadoras y porteadores de ofrendas que llevaban en la cabeza y en cestas llenos de objetos y alimentos. Hay muestras de que las mujeres porteadoras iban con un delicado traje de lino blanco.

Los Ushebtis, shauabtis o shabtis, “los respondientes”, eran una representación de la momia del difunto. Aparecen en el Reino Medio 2000 a. C. de forma esporádica pero en el Reino Nuevo 1550 a.C. se utilizan mucho más. Su función era sustituir al difunto cuando era llamado a realizar trabajos agrícolas en el reino de Osiris; por esto se representan con un saco en la espalda y con útiles agrícolas.

Un amuleto era un canalizador de una fuerza sobrenatural por la que la persona podría tener beneficios o protección ante dificultades, enfermedades o maldiciones. Era la forma en que se manifestaba la heka, la magia, una herramienta que utilizaban los dioses y humanos. Los amuletos estaba hechos de fayenza o de piedras semipreciosas y sus colores tenían un significado mágico.

Tumba de Sennedjem

vista panoramica pinturas interior de Tumba de Sennedjem Reino Nuevo dinastia XIX reinados de Seti I y Ramses II 1291 1212 a C Deir El Medina Tebas exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid 06

La tumba de Sennedjem (TT 1) en Deir el-Medina, excavada por el cónsul español en El Cairo, Eduardo Toda i Güell a finales del siglo XIX.

Egiptomanía

escultura de bailarina de Tebas egipcia marfil bronce marmol negro1920 de Claire J R Colinet exposicion Las Hijas del Nilo Palacio de las Alhajas Madrid

La egiptomanía fue el renovado interés de los europeos y americanos por el antiguo Egipto durante el siglo XIX como resultado de la campaña egipcia de Napoleón. Durante la campaña de Napoleón, le acompañaron muchos científicos y eruditos, lo que provocó un gran interés tras la documentación de los antiguos monumentos de Egipto. La fascinación por el antiguo Egipto se manifestó en la literatura, la arquitectura, el arte, el cine, la política y la religión.

Con el descubrimiento en 1922 de la tumba de Tutankhamón por Howard Carter, bajo los restos de las viviendas de los trabajadores de la época ramésida, aumentó el interés en el siglo XX por todo lo relacionado con el antiguo Egipto.

Madrid

A %d blogueros les gusta esto: